viernes, 29 de septiembre de 2017

Pasmadez

Y rabiosidades

Siempre hay malos perdedores en todos los juegos. Desde el jugador de fútbol que se autoexpulsa, hasta el jugador de Tenis que rompe la raqueta. Todos habremos visto alguna vez un vídeo de este estilo. Últimamente lo veo menos en el fútbol, y es que parece que los equipos de Primera División deben gastar algo de dinero en psicólogos para tratar de evitar este tipo de situaciones negativas que se pueden dar en algunos jugadores. Y es que la tensión es mucha, a veces, se juegan mucho. Sin embargo, curiosamente las mayores disputas, agresiones e insultos se dan en partidos de tercera división o inferior, curiosamente de nivel amateur. Parece como si algunos jugadores pagaran sus frustraciones sobre el campo. Yo he jugado varios años a fútbol en esos niveles y lo he vivido.

Recuerdo al ex-seleccionador nacional Vicente Del Bosque, que creo que antes de la final del Mundial que ganó España en Sudáfrica, les dijo a los jugadores que era solo un deporte y que salieran a disfrutar. Intentaba relajar el tema, evidentemente. Por otro lado no son pocas las veces que hemos visto en países de latinoamérica como por desgracia estampidas de aficionados se lian a golpes en un estadio. Tan lamentable como cierto. 

Y veo el vídeo que edité del Crazy German Kid y buscando por youtube veo decenas de vídeos parecidos de chicos que jugando online la toman a golpes con todo lo que pillan a su alrededor. No puedo evitar acordarme de ellos cuando alguien se queda pasmado, abandona o insulta. Evidentemente no todos los jugadores son así, pero sí muchos de ellos. Supongo que es un handicap a tener en cuenta cuando se juega online.


Otro día me centraré más en los insultones, que para mi son los rabiosos Premium. Pero hay que vigilar también con los que abandonan o se quedan pasmados. Esos jugadores están a un paso también de explotar. Deben pensar que es un juego al fin y al cabo, y mentalizarse de que tampoco pasa nada si se pierde. Deben aprender a disfrutar más del juego y a tratar de respetar a la otra persona que está jugando con ellos: al fin y al cabo sin la otra persona, tampoco ellos podrían jugar. 

Tampoco voy a ser hipócrita; a mi no me gusta perder. Pero no la tomo con el rival. No le insulto. Cuando pierdo suelo dar la enhorabuena y largarme a analizar la partida, eso es todo. Posteriormente puedo volver a preguntar por su estatus WOF a dicho jugador, por lo que su no revelación puede hacerme pensar que haya podido hacer trampas. Este es un tema muy debatido y controvertido a la vez, y ya que juego en internet, me gustaría redactarlo en otros artículos, aunque por aquí ya escribí algunos matices. Y es que muchos jugadores estamos de acuerdo en que resulta difícil de creer que el análisis revele que juegas mejor que por ejemplo Suekuni, y luego ni siquiera has jugado un torneo en tu país. Más llamativo aun, si encima vives en Francia u otro país con torneos habituales de othello en distintas ciudades.


No son pocas las veces que gano a un jugador y tras quedarse pasmado vuelve y me arrolla espectacularmente. La sospecha de trampas se ciñe sobre su sombra. Pero sobre todo, son jugadores de los que no podemos extraer ninguna información. Tal vez se han ido al baño a hacer sus necesidades, o tal vez están realmente preocupados y tratan de hacernos perder el tiempo. No se dan cuenta de que en realidad, también ellos pierden su tiempo. 

Especialmente llamativos son algunos vídeos que he subido donde el jugador prefiere rendirse antes que acabar la partida, a falta de un movimiento. Se creen que pueden molestarnos de alguna manera. No lo comprendo. No se si hay algo de orgullo en todo esto. Cuando intentaba aperturas de 64-0, no eran pocos los jugadores que preferían rendirse y jugar otra partida antes de mover por última vez.


En definitiva, que es un comportamiento que no comprendo pero que algunos jugadores tienen. Las partidas de 1 minuto hacen mucho daño, estoy convencido. En parte son buenas, en parte son malas. En su justa medida son un disfrute tremendo, pero jugadas de más, se convierten en una droga capaz de transformar a las personas. Lo veo a menudo, jugadores que juegan partidas rápidas y se vuelven locos cuando me tomo 20 minutos para jugar. Luego pierden la partida, y además intuyen que con razón: ¡Como me van a ganar jugando en 1 minuto y teniendo yo 20! no quiero ir de bueno, estoy convencido de que se me puede ganar en 1 minuto jugando yo en 20, pero claro, de lo que si estoy convencido es de que es más difícil.

miércoles, 27 de septiembre de 2017

Sergio Ramos

El de las "cagaditas"
Foto: El país

Soy un fan incondicional de Sergio Ramos. Desde que hace unos años nos diera la Décima y más tarde la UnDécima. La verdad es que a mi siempre me ha gustado como futbolista. Cuando estaba Mourinho en el Madrid, Pepe salió en defensa de Íker Casillas. Por aquel entonces, Mourinho había sentado al portero y capitán del Real Madrid en el banquillo, y había mucha polémica sobre el tema. Pepe salió en su defensa diciendo que era una institución en el Madrid y que se merecía respeto, a lo que Mourinho respondió "fusilando" a Pepe y apartándolo del equipo. 

Cuando sucedió aquello, la mal pensada prensa vió un filón por el que poder empezar a hacer o inventar noticias y entonces fue cuando Ramos se vio involuntariamente involucrado en una campaña negativa en contra de su propia imagen. Antes de que Pepe hiciera las referidas declaraciones (de que "tirara la bomba"), en la prensa dijeron que se reunieron Ramos y Casillas (entonces los 2 capitanes) con Florentino Pérez, (presidente del Real Madrid) y le dijeron algo así como: "O Mourinho o nosotros", todo para borrar del mapa al entonces entrenador del Real Madrid.

Más tarde pasó lo de Pepe y la incongruencia y mentiras de la prensa quedaron en evidencia cuando algunos medios empezaron a afirmar que Ramos no se llevaba bien con Casillas, ya que éste no defendió tan agresivamente al portero como había hecho Pepe. Al año siguiente creo que se ganó la Décima, y la imagen de Casillas besando a Ramos dio la vuelta al mundo, y de nuevo la prensa volvió a quedar retratada. 

Pero hay que contarlo todo. Ramos no gustaba a gran parte de la prensa porque comete lo que ellos dicen como "cagaditas". Después del gol de la Décima la cerrada de bocas ha sido tan brutal, que ya muy poca gente se acuerda de lo que se decía entonces de Sergio Ramos años antes. Todos recordaremos el penalti enviado a las nubes ante el Bayern. Y es que los argumentos de sus enemigos eran algo así como que está bien que marcara goles, pero debía defender mejor. 

Se ganó ese apodo, al que ahora me atrevo a recordar, aunque ahora ya nadie le discute nada. Es uno de los mejores jugadores de la historia del Real Madrid, junto con Cristiano Ronaldo, sin ninguna duda. Pero hacía "cagaditas". Perdía balones en defensa, especialmente. Era expulsado otras veces por su impetuoso coraje. La última, en el Bernabéu ante el Barça. Una entrada dura ante Messi, que merecía amarilla pero no la expulsión. 

Hay errores y errores. Una cosa es fallar por controlar mal un balón (falta de técnica, eres malo y punto) y otra cosa es cometer los errores de Ramos, por arriesgar a veces, por ir de sobrado en otras. Recuerdo una jugada donde por querer regatear con el tacón, se la quitan y se queda el delantero solo ante el portero y anota. Son errores a veces por querer anticipar o hacer un juego bonito. Quizá errores que revelan su grandeza. El más habitual es el de querer meter un pase entre líneas arriesgando... y se lo cortan y es una ocasión clara de gol para el equipo rival. Pero viene precedido todo de un movimiento valiente, de querer arriesgar, de querer jugar. 

Con el othello a menudo sucede lo mismo. No diré que yo tengo tanta calidad en el othello como Ramos sobre el campo, pero a veces me acuerdo de él cuando quiero arriesgar y cometo errores. En el Reversi podemos arriesgarnos, probar una diagonal imposible, y terminar perdiendo la partida. Pero hemos sido valientes. Podemos hacer cagadas, pero a veces nos pueden salir grandes jugadas. Como el gol de Ramos en la Décima o sus contribuciones en los últimos minutos en numerosos partidos. Y a veces a mi me da la sensación también de que en el othello soy capaz de lo mejor y de lo peor. Creo que no solo a mi, sino que nos pasa a muchos. Al final de lo que se trata es de terminar jugando bien más veces que mal, para llegar al punto de brillantez necesario de llegarnos a equiparar a los grandes jugadores. Otro día hablaré de mis "cagaditas" de bulto en campeonatos oficiales.

viernes, 22 de septiembre de 2017

El orgullo y Playok


El otro día escribí un artículo donde comentaba que he visto a jugadores que teniendo un Elo en Playok de unos 2100 puntos, perdían en un torneo en vivo contra otros jugadores de 1400 puntos en el mismo Playok, (no me gusta repetir vídeos, aunque aquí hago una excepción, este vídeo creo que ya lo publiqué por el blog cuando hablé de Playok). Sin llegar a revelar nombres, puedo afirmar que no solo los jugadores de 2100 puntos de Elo en Playok perdían una partida por mala suerte, sino que perdían 2 e incluso 3 partidas con ese mismo jugador en el mismo o distinto torneo presencial.  Esto puede significar 2 cosas: 1- El sistema de Elo en Playok no es fiable, 2- La diferencia que hay de una partida rápida a una partida de 25 minutos e incluso me atrevería a decir de la diferencia que hay entre jugar una partida online a una partida en tablero físico.

Cuando jugadores revelan sus nombres personales en Playok dan pie a que podamos investigar este tipo de cosas. Podemos ver que incluso jugadores en Playok mantienen un parcial de 10 victorias a 2 derrotas contra otros jugadores de Elo más bajo en partidas a 1 minuto, pero luego se encuentran en un torneo en vivo y pierden más a menudo los jugadores del parcial favorable y de mayor Elo en Playok. Un mal pensamiento puede indicar que en Playok hacen trampas, pero viendo las partidas que juegan y que yo mismo he jugado contra ellos tanto en Playok como en vivo, puedo afirmar que no es que hagan trampas. Simplemente las partidas por internet a 1 minuto son una cosa... y en vivo es algo realmente diferente. De ahí mi osada afirmación de que "el othello a 1 minuto no es othello, es la ruleta". Y en efecto, hay muy buenos jugadores de ruleta, y que a 1 minuto son muy fuertes. También lo son a 20 minutos, pero no puedo evitar mencionar y proclamar mi admiración por jugadores como Tastet, que a 20 minutos son terriblemente poderosos, y al mismo tiempo que yo sepa es difícil verles jugando a 1 minuto. Leader sería otro claro ejemplo, y como yo no juego a 1 minuto y me gusta disfrutar de mis 20 minutos, me siento más identificado con ellos y quizá por eso les admiro.

Análisis de muestras de ambas partidas revelan que los jugadores de menor Elo en Playok que son derrotados por los "jugadores de 1 minuto" cometen bastantes errores que después no son cometidos en las partidas en torneos presenciales, (esto despeja la posibilidad de que los jugadores habituales a 1 minuto ganen en internet y pierdan en presencial porque en internet hagan trampas). Esto puede confirmar mi teoría de que jugadores usuales a 1 minuto no son mucho mejores jugadores a 20-25 minutos (incluso me atrevería a decir que son peores) mientras que jugadores no usuales en partidas rápidas, son jugadores muy potentes en partidas largas, (tal vez utilizan las partidas rápidas únicamente para testear jugadas o comprobar qué movimientos efectúan sin pensar).

(El hecho de usar las partidas rápidas para divertirse siempre está ahí, pero ese argumento choca muy fuerte con la elevada adictibilidad, como yo no juego esas partidas por no estar jugando 3 horas seguidas, sospecho que muchos jugadores conocedores de lo que enganchan también las rechazan o suelen poner requisitos personales de autocontrol. Quizá la inevitable adictibilidad de estos juegos también está relacionada por el amor que sintamos por el othello e incluso por nuestro nivel: cuando tienes un nivel de othello relativamente elevado te atraen más este tipo de partidas porque realmente eres capaz de ganar a quién sea,-y en poco tiempo-, a través de las mismas.)

Cuando su honor es mancillado, muchos jugadores se crean nuevos nicks en Playok. Como muestro en el vídeo, algunos tienen varios paquetes de nicks. Hay muchas explicaciones para crearse nuevos nicks, algunos simplemente lo hacen porque cuando pasas de 1500 puntos de Elo, a algunos jugadores les da "miedo" jugar contra ti. Es el motivo por el cual yo mismo me he hecho distintos nicks, pues en mis juegos a 20 minutos, pocos jugadores en Playok están dispuestos a jugarlos si ven que tengo demasiado Elo. Simplemente dan por imposible ganar ese juego tan largo. (Es curioso porque inconscientemente, se dan cuenta de que en juegos más cortos tienen más opciones contra un rival de Elo elevado). Sin embargo y haciendo un seguimiento a jugadores conocidos, te das cuenta como cuando su Elo es castigado (bien sea por tramposos o por nicks anónimos que como ellos, siendo muy buenos empiezan de nuevo con 1200 puntos), abandonan el nick en torno a los 1400 puntos (a veces lo elminan) y se crean uno nuevo. Es fácil incluso saber qué jugadores son ya que simplemente no los ves más con el anterior nick y dada la nacionalidad en base al idioma, te puedes hacer una idea (aunque casi nunca al 100% seguro) de quién debe ser.


Otro día debatiré sobre como difiere el juego según el tiempo que tengamos. Hoy quería hablar de los datos personales en Playok. Y es que son pocos los jugadores que revelan al menos su nombre en Playok. Una vez un jugador Japonés muy bueno me dijo que a pesar de haber jugado torneos en Japón, solicitó que no se revelara su nombre en el ranking WOF. Sea verdad o mentira, me llamó la atención. Creo que es una buena opción a considerar si alguien quiere mantener su privacidad y jugar torneos y que pueda optar por ello. 

La otra opción son jugadores con ranking WOF pero que en Playok no revelan su nombre. ¿Qué explicación hay? Tras años investigándolo creo que hay un poco de orgullo en todo esto. No sé si quizá una falta de humildad, pero una vez más no puedo evitar admirar a los jugadores que "no tienen nada que esconder" y revelan sus datos, porque al fin y al cabo, ya están publicados en el ranking WOF. También me cuesta de creer que un jugador con un nivel como para aguantar 1700 puntos de Elo en Playok, no le apetezca jugar nunca un torneo de othello al menos en su país. 

Y es que como yo sí los revelo, a veces me resulta molesto jugar con otros jugadores que no sabes quienes son. Os lo voy a poner muy fácil con un ejemplo. Vosotros alomejor habéis ganado al mejor jugador del mundo de othello. Pero no lo sabéis.  Por ejemplo, no me gusta poner nombres, lo pondré de ejemplo pero... vosotros alomejor habéis ganado a Tamenori o Takanashi incluso más veces de las que él os ha ganado a vosotros. Pero no lo sabéis. No lo sabéis porque es un Japonés en Playok que no revela datos. De esta manera, no podéis contar a nadie que habéis ganado a un tricampeón mundial de othello. Simplemente pensáis que habéis ganado "a un japonés muy bueno". Punto final. Eso no me parece justo. Se fomentaría más el othello si supiérais que le habéis ganado. Creo que es honorable que un jugador muy bueno revele sus datos por eso mismo. No importa perder, es un juego. Si sabéis que habéis ganado a alguien tan bueno, probablemente seguiréis jugando y os animaréis a jugar un torneo en vivo que es de lo que se trata. Es decir, el jugador que revela sus datos, está contribuyendo de alguna manera a fomentar el juego. Se establece un nexo entre el juego online y el juego presencial y hace que sea más sencillo que jugadores que nunca participan en un torneo, se animen a participar viendo que son capaces de ganar a los mejores (incluso aunque sea por suerte). 

Ellos comprueban que hay jugadores que revelan sus datos y pierden un poco el miedo o la timidez que puedan tener por participar en un torneo presencial. Incluso aunque se trate de un jugador que está aprendiendo, creo que es positivo que revele sus datos. Y es que es curioso como usualmente únicamente vemos datos de jugadores top. El othello lo hacen todos los jugadores, también los que están aprendiendo, por lo que revelar los datos ayuda en mi opinión a tener un enfoque más amigable online. Es cierto que a nadie le hace gracia que le insulten, y ya he publicado algunos vídeos de jugadores faltando al respeto por no saber perder un juego, así que este motivo defensivo puede ser un argumento para no revelar datos. Pero, ¿vas a dejar que una persona con una bajeza moral suficiente como para insultarte permita que no te des a conocer como a ti te gustaría? ¿Que sus insultos afecten de alguna manera a la difusión del othello? ¿te vas a esconder por miedo a que un tipo se tome mal una derrota y te falte al respeto? Evidentemente son preguntas retóricas.






Pero el orgullo importa, y quizá un buen jugador prefiere que su rival no sepa que le ha ganado. Y a todo esto y linqueando el contenido de este artículo, llegamos al Elo en Playok. No voy a utilizar la palabra humillante, pero puede resultar molesto que uno de los mejores jugadores del mundo, no consiga pasar en Playok el Elo de 1500 puntos. He visto casos de jugadores muy buenos en torneos en vivo con este problema y lamentablemente terminaban por dejar de jugar en Playok por esta razón. (Aunque hay otras razones, como puede ser la presencia de tramposos, de la que ya hablaré más adelante. Es cierto que poner datos personales puede dar pie a que más gente intente utilizar el Zebra contra ti, aunque personalmente no he visto una relación muy causal en ello). 

Hay otra explicación quizá más maquiavélica, aunque con cierto sentido. En Playok figuran muchísimas partidas nuestras. Un rival en un torneo presencial con suficiente tiempo libre puede tomarlas y empezar a analizarlas. Precocinar una apertura es algo que hacen muchos jugadores, y creo que no tiene mucho sentido acudir a Playok a tomar partidas cuando muchos jugadores presenciales ya hemos jugado varios torneos y las partidas las pueden buscar por Liveothello, (quizá un argumento para negarse a que tus partidas sean retransmitidas por Liveothello podría ser este). Además, con la popularización de las aperturas xot, puedes simplemente jugar xot y ya nadie te podrá precocinar la apertura a través de Playok. Así que no le doy mucha importancia a este factor. 

Creo que hay algo de orgullo en todo esto. En otro vídeo comparto un ejemplo bastante claro, con el jugador VC3000, que pasó de 1700 puntos de Elo a 1200 en poco tiempo. No es la excepción. He visto ya a varios jugadores que han sufrido lo mismo. Como en Playok podemos ver las partidas jugadas en cada día, resulta sencillo presenciar estos sucesos sin perder mucho tiempo. El caso más habitual es el de jugadores de 1700 puntos en Playok que han ido bajando hasta los 1400 puntos y han entrado en rachas de juego de largas horas para tratar de recuperar la cota de los 1700 en Playok. Tras ello, tras "salvar su honor", después de horas de agonía y de lucha constante jugando más horas de las habituales, simplemente y desafortunadamente he visto como han ido  desapareciendo paulatinamente de Playok para no volver jamás. Una auténtica lástima, porque esto hace que no podamos jugar más contra ellos online... o tal vez sí, tal vez se han creado un nick anónimo o sin datos personales para así no tener más este problema. Quién sabe.

miércoles, 20 de septiembre de 2017

Jugar rápido al final



A menudo estoy jugando partidas de 5 minutos y termino el juego lo más rápido posible para no hacer esperar a mi oponente. La idea es que no se rinda y así poder jugar más partidas. Muchos se toman mal que tarde demasiado y se vengan a su manera, como vemos en el vídeo de hoy. Sin embargo los jugadores que tienden a rendirse, lo suelen hacer igualmente. He visto jugadores en partidas de 1 minuto, rendirse a escasos 5 segundos de que se termine el tiempo. En algunos casos no pueden esperar ni 5 segundos y desean rendirse para empezar a jugar de inmediato, mucho menos van a esperar el medio minuto que puedo terminar una partida de 5.

Por otro lado, al analizar todas mis partidas, el juego rápido al final hace que cometa más errores. Aun cuando no tengo posibilidades reales de perder la partida, me gusta jugar bien porque anoto mis errores y hago la media. Si no juego lo mejor que puedo siempre, después mis datos no son fiables. Ese es el motivo por el cual incluso yendo delante, trato de hacer un juego final relativamente completo y correcto. Aunque con el tiempo y para que no me hagan como los del vídeo, trato de ir rápido para que no se molesten, y a poco a poco las estadísticas se van homogeneizando. No obstante, es cierto que me puede perjudicar mucho de cara al análisis personal: cuando hago la media de errores por juego, no puedo valorar si he mejorado ya que los errores en el juego final se disparan desproporcionadamente en los juegos en los que trato de acabar rápido. Es cierto que a veces por pensártelo demasiado cuando tienes ventaja cometes errores, pero pierdes todavía más juegos por ir rápido al final en lugar de tratar de pensar más detenidamente.

A menudo en los torneos EGP que he jugado, el rival trata de maximizar las fichas en su victoria, dado que en caso de empate eso puede determinar su ventaja particular. No me parece mal, y creo que un jugador está en su derecho de hacerlo. A nivel personal, alguna vez lo he intentado hacer, aunque por experiencia, cuando vamos ganando de muchas fichas una partida (quizá 30) es como cuando vamos perdiendo de muchas: es difícil seguir haciéndolo bien en ambos casos. Quizá mucha experiencia en este tipo de partidas ayudan a no cometer tantos errores, pero dado que las veces en las que ganamos sobradamente no son muchas, generalmente creo que tenemos poca experiencia en finalizar este tipo de partidas de forma perfecta, aunque como digo, es cuestión de experiencia. Jugadores que presencialmente hayan jugado con conocidos y hayan enseñado el juego, quizá antes de que existiera internet, se vuelven mejores jugadores en este tipo de partidas. Hoy en día como en internet el rival casi siempre se te rinde, no consigues mejorar esta faceta del juego de forma efectiva, a no ser que te enfrentes al Zebra en estas situaciones.

Otra queja que a veces tengo, es cuando una partida parece que la voy a ganar, pero no estoy al 100% seguro. Algunos jugadores me argumentan que mis movimientos son obvios y automáticos, pero para mi no lo son. A veces me gustaría proponerles un cambio de fichas, y comprobar si ellos son capaces de ganar en mi situación, pero evidentemente eso no es posible. Lo cierto es que aunque empecé jugando al Reversi en partidas de 1 minuto, doy mi máximo potencial en partidas largas, y soy bastante lento pensando, por lo que en general los jugadores ven movimientos en unos pocos segundos, cuando yo a veces tardo minutos.

viernes, 15 de septiembre de 2017

Reversi Wars - Parte I

Como funciona Reversi Wars - Parte I

Los vídeos me han quedado bastante completos pero aun así redactaré algunos matices más u opiniones sobre Reversi Wars. La página web en resumen se caracteriza por estar especialmente diseñada para jugar desde el teléfono móvil y por emparejar a los rivales después de cada duelo, de manera que va a ser relativamente complicado repetir muchas partidas con un mismo rival. Las consecuencias inmediatas es una potenciación directa de nuestro juego, dado que nos emparejan con rivales de nuestro nivel o más fuertes si empezamos a superar los duelos directos con la gente de nuestro mismo nivel. Veamos más detalladamente sus características:

1- Emparejamientos por Elo: El Elo funciona de una manera prácticamente calcada al que podemos ver en la Federación Francesa, en el ranking WOF. Mi Elo en Reversiwars es similar al que refleja dicha página web. Y es que la fórmula incluye un factor que hace que nuevos jugadores no perjudiquen el Elo de veteranos. Es decir, en Playok hay "ladrones", jugadores de 1900 puntos de Elo que se crean un nick de 1200, y ganando después a uno de 1700, a éste último le quitan 50 puntos para dárselos al nuevo jugador. En Reversiwars eso no sucede, ya que la fórmula correcta del Elo tiene un factor por número de partidas, en el cual hasta no llevar 40 partidas, los resultados contra jugadores de mucho nivel no difieren mucho. Tiene sentido si consideramos que un nuevo jugador puede ser muy bueno. La fórmula de Elo de Playok en cambio parte de la hipótesis de que un jugador nuevo, no sabrá jugar (también es lógico). 

Por ejemplo, empiezas con 1000 puntos en Reversiwars. No te emparejarán con un jugador de 2000 puntos, siempre buscarán a alguien de tu mismo rango de nivel. Sin embargo, la página se caracteriza por ofrecerte duelos directos con rivales en menos de un minuto, por lo que si no hay nadie de tu nivel, te tocará o bien un bot o si no quieres jugar con bots, un jugador de nivel elevado. Si le ganas por ejemplo a uno de 2000 puntos teniendo tu 1000 y siendo tu primera partida, este último jugador apenas perderá medio punto, tu en cambio sí ganarás muchísimo. Esta es una herramienta muy atractiva porque impide que nuevos jugadores se creen nuevos nicks con el objetivo de molestar o entorpecer a jugadores más expertos y con más puntuación, como sucede en Playok. A la vez, tampoco tiene sentido hacer trampas contra ellos ya que aunque tú puedes ganar, ellos realmente no pierden gran cosa, y aunque sea patético, muchos jugadores no solo hacen trampas para ganar ellos sino para intentar perjudicar al resto (la gran cantidad de nuevos nicks a diario en Playok apoya esta teoría). 

2- Emparejamientos rápidos: Aunque te advierten de que si no quieres jugar con bots, tendrás que esperar más para jugar, no recuerdo un juego que haya tardado 2 minutos en emparejarme. Es una característica genial porque elimina los tiempos de espera que sí existen en Playok para jugar. Sabemos que en 30 segundos de media, tenemos un emparejamiento con alguien de nuestro nivel. En Playok podemos pasar horas esperando para jugar con alguien de nuestro mismo Elo, en Reversiwars por definición es justo al contrario: los emparejamientos se hacen teniendo en cuenta el Elo. Lo malo es que no podremos nunca (en teoría) jugar con alguien muy superior, así como tampoco con ningún aprendiz. No obstante el sistema de emparejamiento rápido prima sobre todas las cosas y por azar nos puede tocar a veces alguien alejado de nuestro rango de puntos. 

3- Sin posibilidad de revancha inmediata: Por los 2 puntos anteriores donde comento que los emparejamientos son rápidos, podemos comprender que no podemos volver a jugar con nuestro anterior rival justo en ese momento. Tiene sentido: Las partidas duran como mucho 10 minutos y cuando acaban únicamente tenemos la opción de buscar el siguiente rival, de manera que en todo momento hay rivales buscando a nuevos rivales. Si 2 jugadores estuvieran jugando entre ellos mucho rato, no estarían disponibles para jugar con otros, de manera que se rompería el ciclo de la página y los pocos que entran para jugar tendrían que esperarse un rato. En Reversiwars juegas una partida, y pasas a la siguiente. 

Esto está muy bien porque automáticamente implica 2 cosas: 1- Se acabó lo de un jugador persiguiéndote llamándote "chicken" por no querer jugar con él la revancha como sucede a veces en Playok. 2- Los tramposos no se pueden cebar con un jugador ganándole muchas partidas seguidas, como mucho solo podrán ganarle una. Es más, el sistema de emparejamientos puede hacer que un tramposo que gane muchas partidas seguidas, se termine emparejando con otro tramposo que también está ganando muchas partidas seguidas, lo que termina por desesperarles porque saben que su racha tiene principio y final. Aunque los hay, la presencia de los mismos en Reversiwars es muy reducida. 

4- 5 minutos o 1 minuto. Distinto Elo si no recuerdo mal para según qué tiempo, es como si fueran juegos independientes, lo cual está muy chulo y evidencia lo que yo mismo he comentado en varios vídeos: que dependiendo del tiempo en el que juguemos, deberíamos tener un Elo u otro. Además, cada minuto te sale en la pantalla para que seas consciente del tiempo que te queda. 

5- No puedes ver todos tus juegos, pero sí el último, lo que puede eliminar un poco el análisis masivo del rival de tus juegos, que puede existir en Playok. Si quieres conservarlo deberás transcribirlo al Zebra después de que acabe ese último juego. Es algo molesto pero al menos puedes hacerlo. No puedes copiar toda la transcripción (que yo sepa) y deberás ir movimiento por movimiento. Interesantemente: te marca en cada movimiento el contador de tiempo, lo cual es muy útil porque te permite ver el tiempo que has dedicado a cada movimiento, así como el que te ha sobrado. 

Por último recuerda que puedes desactivar la opción de jugar con bots, yo lo hice ya que prefiero jugar con personas reales. No hay chat, pero esa es otra característica que comentaré en la segunda parte. Los bots suelen llevar el término "bot" en su nick. Como siempre, la gente se suele poner nicks graciosos que no impiden que me entre la risa cuando los veo. He detectado también una elevada presencia (por los nicks) de jugadores Japoneses. La página como alternativa a Playok está muy bien, y yo estoy utilizando las 2 indistintamente. Otro día comento más cosas.

miércoles, 13 de septiembre de 2017

Jugadores rabiosos


A veces parece que les obligue a entrar en mis juegos de 20 minutos. Les recuerdo que ellos voluntariamente han deseado entrar en mi partida pero no lo entienden. No tiene mucha lógica que abra una partida a 20 minutos para jugar a  1 minuto. Evidentemente si veo opciones claras de ganar, voy más rápido, aunque como bien sabemos en el othello nunca puedes confiarte... y es que la imagen que comparto es un simple ejemplo de la reacción de varios jugadores cuando entran a jugar mis partidas de juegos largos. A mi me gusta llamarlos "reales"; porque los juego con una hoja de transcripción mientras me anoto los movimientos como si estuviera en un torneo. Hacerlo me ayuda a no equivocarme cuando juego un torneo en vivo y a acostumbrarme a utilizarlas. 

Con más motivo, en la imagen que comparto vemos que yo apenas había gastado 10 minutos, por lo que las quejas del jugador todavía tenían menos sentido. Los insultos muchas veces están garantizados. Por eso cuando un jugador no saluda, tiene muchas papeletas para terminar insultando, y digo papeletas o probabilidades, porque yo mismo nunca saludaba cuando jugaba y tampoco nunca insultaba. Una cosa es cierta, si ellos sí me saludaban, yo siempre respondía. Simplemente no me gustaba saludar para que no me contestaran, y aun hoy en día es posible que en algún juego yo no diga nada por esto mismo, o porque se me olvide. 

Jugadores con fotito o información personal tampoco son los típicos que suelen faltar. Pero lo más curioso es ver como sucede a menudo. La explicación que le encuentro es el hecho de que jugar partidas de 1 minuto, acaba por volverles locos de la cabeza, literalmente. Como he comentado en varios vídeos, son partidas muy locas, y sobre todo y como expliqué en este artículo, partidas donde en muchos casos la única estrategia del rival consiste en someter a estrés a su oponente a base de empujarle sobre su contador de tiempo, hace que a muchos jugadores les genere un gran estrés y ansiedad jugar este tipo de partidas. Lo negativo es que no son conscientes del daño que eso les hace. 

Y quiero remarcar que no a todos los jugadores les hace daño. Muchos jugadores (y muy buenos por cierto) juegan a menudo este tipo de partidas y no se vuelven locos. Quizá tienen otra personalidad, o lo saben llevar de otra manera. Igual no juegan tantos juegos seguidos. Tal vez juegan otro tipo de partidas, tal vez las analizan o tal vez tienen otra filosofía. Pero al fin y al cabo es un factor de riesgo. Por ejemplo: muchísima gente toma bebidas con alcohol, pero muy pocos son alcohólicos. El alcohol es un factor de riesgo, pero cualquiera podemos beber sin peligro. Con las partidas de 1 minuto creo que sucede lo mismo. Está bien saber cuando parar, como jugarlas, y como tomárselas. En definitiva: no está bien acabar rabioso después de jugar dichas partidas y pagarlo con alguien que desea jugar plácidamente a 20 minutos mientras disfruta de un zumo de naranja o pudiéndose permitir ir al baño durante la partida.

viernes, 8 de septiembre de 2017

Por qué no me gusta el ajedrez - Parte II

Demasiadas variables

Siempre que juego al ajedrez me aburro. Jugando a othello en cambio no. Me siento a gusto. Las fichas responden a un orden lógico, hay movimientos que parecen malos y lo son, hay otros que simplemente son bonitos o brillantes. La disposición del tablero transmite figuras, formas y matices de las que el ajedrez carece. Muchas veces me he puesto nervioso jugando al othello, especialmente en el juego final cuando me queda poco tiempo, pero en cambio en el ajedrez eso nunca me ha sucedido. He jugado con demasiada calma: siempre. Los nervios quizá hacen que te apasione más un juego y menos otro. Simplemente, y supongo que como sucede en el amor: con el ajedrez no siento nada. Con el othello sí.

Y por eso no juego a un juego que no me transmite nada. Y como apuntaba en el título del artículo: en el ajedrez entran demasiadas variables. El otro día jugué con mi sobrino (de 10 años) y me ganó varias partidas. Durante las mismas, veía demasiadas variables. Intentaba analizar cada pieza por separado y me perdía. Demasiadas opciones. En el othello muchas veces las opciones son limitadas, lo que lo hace un juego relativamente sencillo. Simplemente no sabía qué hacer con mis piezas. Por donde atacar, e incluso como defenderme. Demasiado pesado.

Comparto unos vídeos donde jugué en Playok a modo de muestra. Si bien es cierto que en Playok podemos jugar por simetría, eso no siempre va a ser posible. En el ajedrez mis partidas más largas han sido las que imito los movimientos simétricos del rival. Algunos tardan en darse cuenta. No se hacer otra cosa. No se donde meterme con mis piezas, y cada movimiento mio con una en la que me coma una figura del rival, implica la pérdida inmediata de mi misma pieza.

Luego está el tema de los relojes. He intentado usar la técnica de la Ley del Minuto de Playok en el ajedrez pero es completamente inútil. Al ser el tiempo añadido, no puedes mover rápido forzando al rival a que se le acabe el tiempo y ganar tu aun siendo inferior técnicamente. Si el segundero está a +3, tu rival tiene 3 segundos para toda la eternidad, el tiempo puede ser infinito si es lo suficientemente rápido. No encuentro la lógica del tiempo añadido por movimiento. Supongo que debe ser para que en un torneo real cada uno disponga de al menos esos segundos para mover las piezas. 

En el othello en cambio, ese tiempo no se añade en ningún torneo que haya visto, lo que convierte al juego en algo mucho más atractivo. Cada jugador debe estimar antes de una partida el tiempo que tarda en mover las fichas, y descontarlo del cómputo total para calibrar a falta de un minuto si tiene tiempo ya de pensar o no. De ahí algunos jueguecitos como voltear las 64 fichas completas. Mis datos hablan (tengo un vídeo por ahí, quizá lo suba algun día) de 59 segundos en voltear las 64 fichas. Más o menos un segundo por ficha, teniendo en cuenta el tablero con bordes en el que las fichas quedan insertadas como si fuera un panel. A mi no me gusta mucho, prefiero el oficial, aunque es cierto que los discos quedan más perfectos y quizá se pueden ver algunas jugadas mejor. Cuando juego torneos en vivo acostumbro a recolocar bien las piezas del tablero grande. 

Así que según mis estimaciones, perdemos unos 2 minutos en mover durante toda la partida. Algunos jugadores mueven muy rápido, y tardan bastante menos, pero también cometen increíbles misflips por ello. En el ajedrez ese problema con el tiempo añadido no existe en muchos casos, es un componente estratégico de menos a tener en cuenta, aunque evidentemente también se debe valorar. 

Por último, si atendemos al juego final, en el ajedrez hay un mate que en el othello no siempre está presente. A veces las partidas de ajedrez pueden ser más cortas, y quizá el único inconveniente presencial que pueda tener el reversi u othello es el hecho de tener que voltear todas las fichas en casi todas las partidas, haciendo que efectivamente con dispositivos electrónicos podamos jugar muchas más partidas más rápido.

miércoles, 6 de septiembre de 2017

Bloquear a alguien



No me gusta bloquear a alguien. No le das la oportunidad a esa persona de que se defienda, alegue, o argumente algo en su defensa. Esa persona simplemente no puede jugar ni comunicarse más contigo. Hablo por supuesto, de Playok. En Reversiwars directamente no existe tal opción, aunque tampoco hay un chat por el que ciertos jugadores puedan faltarte al respeto, como sucede en las imágenes que comparto en Playok. Aun así, dichos jugadores no han sido bloqueados porque tampoco me molesta. Creo que no habla muy bien de ellos, y mientras dicha conducta no sea abusiva y acosadora, no me parece necesario bloquearles. Puedo olvidarme de sus nicks y jugar por error en el futuro, pero en general si me acuerdo de ellos no volveré a jugar a no ser que me pidan disculpas, algo que desafortunadamente no suele suceder. Es más, dicha conducta por la experiencia que tengo, suele ser reincidente.

Y es que a algunos jugadores no les sienta bien ser expulsados de una partida. Pero es que, si entran y salen constantemente, me molestan en mi estudio o quehaceres diarios, puesto que tengo que acudir al ordenador corriendo para requerir a alguien con quien no deseo jugar, que abandone la mesa. Mis requisitos son claros y creo que justos: si yo pongo información personal en mi perfil de Playok, no voy a jugar con un desconocido a no ser que sea alguien que debido a su gran cantidad de juegos (unos 1000 en mi opinión) se haya labrado una "personalidad",-aunque sea con un nick-, en Playok.

Otro motivo es cuando los levanto de la mesa o requiero que vuelvan en  otro momento, y entra otro jugador. En ese momento me quedo pasmado viendo como juegan entre ellos y yo no puedo jugar, teniendo que irme a otra mesa. Así que lo más rápido y efectivo es expulsarles. Cuando me expulsan a mi, no me provoca ningún tipo de rabia, de hecho me suele hacer gracia. Pero los rabiosos están ahí y lo son a menudo y están predispuestos a ello. Un jugador que insulta por el simple hecho de ser expulsado de una mesa, es un jugador que va a tener muy mal perder y que probablemente insultaría también durante el juego, como podemos ver en el caso de las imágenes que comparto.


Tengo bastantes y algún día las recopilaré para hacer un listado de jugadores faltones o que insultan, para denunciar de alguna manera su actitud y que tal vez se sientan avergonzados de ver las cosas tan feas que dicen por el chat. No puedo evitar que me haga gracia, puesto que es una conducta que no llego a comprender. Soy el primero al que no le gusta perder pero no por ello la tomo con el rival. Es un juego y hay que divertirse. Yo entro a jugar a Playok para pasar el rato, y sobre todo, pasármelo bien. Sin embargo el abanico de frustraciones privadas de algunos jugadores puede interferir en su juego o su conducta en internet, degenerando en última instancia en un comportamiento poco educado. 

Y es que un jugador que insulte, realmente no está muy lejos de hacer trampas, otra conducta claramente antideportiva. Aunque realmente, es muy complicado demostrar al 100% que alguien haga trampas, no obstante algunos tramposos alevosos suelen confesarlo, lo cual para mi es suficiente como prueba. Otros pueden consultar determinados movimientos en determinado momento del juego, en esos casos sí que es prácticamente imposible demostrarlo, ya que el análisis revelará errores durante parte de la partida. Así que en general, únicamente bloqueo a alguien si me molesta continuadamente por el chat, (básicamente para que "cierre el pico" de una vez). Antes, suelo advertirle. Por ejemplo, dentro de lo que se podría considerar insultante puedo bloquear también a personas que hagan publicidad excesiva o tengan una actitud extraordinariamente rara. Por ejemplo durante varios días un tipo se dedicaba a enviarme mensajes privados cada día requiriéndome tener relaciones sexuales con él. Le advertí que se detuviera en su conducta tras rechazar sus proposiciones pero al no hacerme caso terminé por bloquearlo.


Un jugador que me gane puede ser requerido para que me informe en privado de su nombre para buscarle en el Ranking Mundial (WOF Ranking). Él está en su derecho de negarse a darme esa información, pero yo también estoy en mi derecho de no jugar con él. Lo curioso es cuando les comento lo del Ranking y jugadores muy buenos ni siquiera lo conocen o no han jugado nunca una partida presencial. No debe tener mucho sentido que un muy buen jugador no haya al menos disputado una partida presencial de othello en su país.

Otros jugadores insultan, especialmente porque llevo de logotipo el escudo del Real Madrid y a algunos no les gusta. Otros me insultan por mi nacionalidad o por mi estilo de juego (ir demasiado lento es motivo de insulto habitual). Desafortunadamente no siempre hay gente muy tolerante y amigable por internet. Hoy en día considero que ya no existe el sigilo y secreto que existía en los años 2000 en internet por lo que creo que más o menos todos estamos fichados por las autoridades competentes y no tiene sentido tener una actitud violenta o maleducada por internet, (de hecho, nunca lo ha tenido). Pero a pesar de todo eso siempre hay personas cuanto menos, raras. 

Iré ampliando este artículo y dedicándole algunas líneas más de apoyo en su debido momento. En la siguiente parte explicaré como he ido bloqueando a los usuarios de Playok.com desde que empecé a utilizar la citada plataforma para jugar online. (Como ya habrán visto, en mi blog me refiero casi exclusivamente a ese sitio web básicamente porque es donde juego la inmensa mayoría de mis partidas de forma diaria).

viernes, 1 de septiembre de 2017

Cuando solo importa jugar


Es complicado encontrar canales de youtube donde se vean jugadores jugando al othello/reversi, pero a veces me encuentro con perlas que no puedo dejar escapar. Del canal oficial de Othello Japan, me han llegado partidas muy interesantes. Hoy comparto trozos de una partida entre 2 de los mejores jugadores del mundo. Me llama la atención que sus aperturas varíen ligeramente de lo que sería una apertura perfecta. En cualquier caso la partida es muy interesante y ofrece muchos matices. Verla en sí, puede ser como si la jugáramos: se puede aprender mucho. 

Más allá de conceptos quizá más técnicos que creo que he explicado en el vídeo, por aquí voy a redactar cosas distintas de las ya mencionadas. Y es que podemos ver en todo momento que los jugadores no están anotando. Es cierto que la partida parece que se está compartiendo en directo a través del juez de silla, pero no debemos olvidarnos de que lo primero es jugar: lo primero, es la participación. 

Aquí me acuerdo de cuando un jugador Japonés me dijo que él no salía en el ranking WOF porque no quería. Simplemente no se compartían sus partidas. Una legítima y pienso que buena opción. Una consideración importante con ciertos jugadores. Y es que he detectado que algunos jugadores muy buenos interpretan que si no estás en el ranking WOF (realizado por la Asociación francesa), no existes... vamos a ver, ese ranking no es la lista de todos los jugadores oficiales del mundo ni mucho menos. Es el mejor ranking seguramente, eso sí.

Tenemos el ranking americano, hecho por la asociación de EEUU. Hasta en España tenemos un ranking con los jugadores españoles. Pero lo más llamativo es descubrir que hay muchísimos jugadores japoneses que no aparecen en dicho ranking... y son muy buenos. Quizá es más llamativo observar que en partidas de hace unos cuantos años, ni siquiera se compartía el resultado exacto: únicamente podíamos ver si la partida se había ganado o perdido. 

Entonces recuerdo que algunos jugadores transcriben las partidas en el teléfono móvil a la vez que las comparten online. Yo creo que en parte por pereza, en parte por vanidad, les es más cómodo. Me he puesto en su posición: debe resultar algo pesado jugar 100 o más partidas presenciales anuales y realizar las correspondientes 100 anotaciones en una hoja. No nos olvidemos de que después toca pasarlas una por una, ya que no podemos hacer el famoso "copy-paste".

Pero digo yo: si tan pesado es transcribir, y si la hoja de transcripción no vale para nada, ya que no manifiesta conformidad alguna con el resultado, a lo visto de los últimos campeonatos, ¿por qué se utiliza? formalmente no es necesaria, tu puedes no estar de acuerdo con el resultado ya que piensas que tu rival te ha ganado haciendo trampas como me sucedió a mi en un EGP, ¿pero qué más da? Te jodes, pierdes y punto, la hoja de anotación es lo de menos.

Pues que no se utilicen hojas de anotación. Al final del juego se cuentan los discos y si hay misflips te los comes con patatas. No veo cual es el problema mientras ambos jugadores estén de acuerdo. Es cierto que la partida puede no transcribirse posteriormente, aunque también se puede hacer un intento al final del juego. Primaría ante todo: jugar y divertirse, por encima de estas normas procedimentales que pueden no importar tanto. Al final parece que la hoja es algo que tienes para ti, para llevarte de recuerdo, y que en realidad únicamente a ti te importa para poder más tarde cargar la partida y chequear los fallos. Pero, una vez un rival empieza a transcribirla con el teléfono móvil, nada impide que hagas tu lo mismo o que directamente no tomes anotaciones. 

Así ha sucedido en Japón durante mucho tiempo: simplemente no anotaban en la hoja. Jugaban y punto final. Porque lo que importa es jugar, no las cuestiones formales o procedimentales. No es tan importante tener las partidas, especialmente partidas que no son quizá semifinales o finales. Al final le interesa al propio jugador por motivos personales y está en su derecho de hacerlo, pero desde el momento en que no puedes alegar unas supuestas trampas o desacuerdo con tu rival, realmente no sirven de nada y terminas siendo un bobo útil esclavo de la tiranía de un sistema mal organizado que a la larga perjudica a todos, y al othello especialmente. 

¿Qué sentido tiene recoger todas las partidas? Cuentan que hacen bases de datos con las mismas, y sobre todo pueden analizarte para conocer tus puntos débiles, algo que me sigue  sin gustar ni parecer del todo justo. Juego en Playok y mis partidas siguen estando disponibles, pero creo que no hay transparencia acerca del por qué se deben compartir partidas completas en torneos, cuando un simple resultado bastaría. Esto quizá incentivaría más la participación a la vez que la haría más cómoda para los presentes. Si el othello se convierte en el futuro un juego de masas donde cientos de jugadores copen un torneo, esta estructura se tambalearía y lo haría del todo inviable. Más bien tiendo a pensar, que quizá hay poca participación precisamente por estos motivos. No nos tenemos que olvidar de que el objetivo no debe ser tanto ganar: sino en fomentar el juego y la elevada participación. Si un jugador desea jugar pero quiere ejercer el derecho de que sus datos no sean compartidos, ni tampoco sus partidas, debería poder hacerlo.